“Entre juglares, bardos y locos” de Jorge Islas

ORLANDO CANSECO. Para MH RADIO. Ciudad de México, 7 de julio de 2017. Jorge Islas es un artista plástico del Estado de México y que tiene entre manos elaborar una serie de “retratos” a varios roleros mexicanos como una forma de homenajearlos por su actividad musical. Para ello convocó a amigos y músicos en el Centro Cultural Macario Matus, enclavado en la Unidad Tlatelolco, con el fin de recaudar fondos para caballetes y diversos materiales que utilizará para dicho propósito.

Feliciano Carrasco, administrador del lugar comentó: “Esta noche acontece que tenemos un gran concierto de varios compositores que vienen a apoyar el trabajo plástico de nuestro hermano Jorge Islas. Estamos muy contentos de que a través de él, traiga a otros compositores que ya conocemos”.

Jorge Islas explicó su futuro proyecto: “Esta idea de montar o realizar una exposición en homenaje a mis creadores de la canción de autor en México, es retomar algo de cada uno de ellos mediante el retrato.” Para Jorge el retrato “es captar el alma de cada uno de ellos” y con ello “conseguir un buen objetivo”. Esta obra se expondrá en al segunda edición del concurso “La Canción de Autor” que se llevará acabo en el mes de octubre de este año.

En este evento, que fue todo un éxito para Islas, estuvieron los proyectos musicales El Hijo de Doña Paty con Leo Pacheco, un ensamble de guitarra y saxofón con rolas originales y covers, con cierta tendencia a canciones sociales y críticas; Axelófono, compositor muy al estilo del maestro y compositor David Haro aunque con canciones propias; La Coca, actriz argentina con una propuesta divertida que se burla del arte institucional y alternativo, además del machismo imperante; Edgar Ruciles “El Dogie”, compositor de la Ciudad de México con unos diez años de andar en la rola “roñosa” y cábula; Haydn Hernández “El asesino de la canción”, compositor del estado de Chihuahua que radica en nuestra ciudad, vino a calentar el ambiente con sus canciones sucias y de humor negro que para buena sorpresa, presentó material nuevo como su canción “Tacto Rectal” (ya se imaginarán de que habla); Víctor Guillén “Kivort” vendría a poner todo color azul con sus rolas de su ep “Microblús”, y su rola como “Doc” incendiaron la noche al lograr que lo acompañaran cantándola y aullando al mismo tiempo; Dylan Barroco matizó la noche con canciones propias en donde géneros como el bolero y vals sonaron desde su teclado con letras sociales, dedicadas a la lucha magisterial de Oaxaca; David Haro, gran conocedor de la canción mexicana, hizo lo propio al cantar a Héctor Lavoe y boleros al estilo arabesco, canciones románticas de gran tradición en nuestro país; el gran Rafael Mendoza, compositor que en esta ocasión interpretó rolas más tranquilas, románticas pero sin dejar su característico humor, recordó a Marcial Alejandro, pero aún así, faltó su dosis de blues; para cerrar la noche vendría Guillermo Vargas, otro compositor con buenas rolas propias y un gran intérprete de compañeros músicos como Emiliano Buenfil.

Una noche de alegría convocada por Jorge Islas que esperemos que su proyecto proponga un estilo diferente y aporte riqueza plástica al arte mexicano. Lo esperamos con ansia.

HAYD HERNÁNDEZ “EL ASESINO DE LA CANCIÓN”

A %d blogueros les gusta esto: