“Indistintas”: poesía y relatos femeninos

ORLANDO CANSECO. Para MH RADIO. Ciudad de México, 16 de julio de 2016. Este sábado por la noche, la Mezcalería Cultural Binnizá tuvo el encuentro de tres mujeres de tres ciudades de la república que vienen realizando el evento “Indistintas”, cuentos y poesía desde tres perspectivas diferentes, cada una con una visión y un trabajo diverso entre ellas, pero que permiten distinguirlas perfectamente: Mariposa Valladares de Cuernavaca, Morelos; María Villatoro de Puebla, Puebla; y Pita Ochoa de la Ciudad de México.

Mariposa Valladares abrió la noche con sus relatos llenos de sexo (casi explícito), de personajes cotidianos que convergen en una ciudad llena de hastío, jornadas laborales cansadas y amores violentos. Mariposa lee “Cotidianos” de su autoría: A decir verdad, sólo era cuestión de tiempo para que aquel canijo me la volviera aplicar. Así había sido toda nuestra historia amorosa a lo largo de trece años. Me buscaba, me bajaba la luna y los calzones, por supuesto. Luego de nuevo volvíamos a la rutina de amarnos virtualmente. Debo reconocer que rara vez prometía cosas. Creo que cuando lo hacía le ganaba el olvido. Y yo de nuevo empezaba a escribir en esa libretita las planas donde prometía que no iba a volver a verlo, ni creer en sus palabras tan tiernas y llenas de amor. Cosa que olvidaba ¡claro! en cuanto me decía tengo tiempo, voy a verte. Me volvía un par de risas y nervios. Daban ganas de vivir e imaginaba su sexo caliente entre mis labios. Me gustaba que llegara y me diera unas nalgadas, como una especie de saludo. Luego montarme en él cuando estaba sentado para que nuestros sexos estuvieran muy juntos. O que metiera la mano bajo la blusa o el calzón y aplicara esa en gatillada estelar hasta hacerme venir. Luego se iba y todo de nuevo era mortal. Mis asuntos a su normal existencia. La ciudad llena de sol, el disfraz, las carreras por no llegar tarde al trabajo, las quejas por todos los mensajeros de por qué demonios me pierdo del mundo un par de horas en ciertos días. Las viejas lambisconas del hospital, el cansancio y los desvelos. Todo común. Un día de estos, igual me da por hacer un cambio verdadero en mi vida. Me largo de la ciudad y me aviento a un hoyo como Alicia, pero sin regreso. A menos ¡claro!, que me prometan que el conejo no va a saber dedear y que acá me esperan con los brazos y piernas bien abiertas para volver a empezar.

Por su parte, el trabajo de María Villatoro se mezcla con humor, albur, ironía y crítica, como su texto “De poetas y poetisas en México”: De poetas y poetizas en México, sólo las putizas para ganarse el pan de cada día. Si le contara, el tabaco y la bebida son ya de vida cómoda, holgada. A los poetas esta crisis también nos ha cambiado la dieta. Cada vez son más los que les gustan que les den verdura. Y los hay aquellos, que ni se han enterado, que las nuevas políticas de contratación laboral están hechas a base de puro pepino. Usted sabe de eso señor Monopolio, nos la va a meter. Aquí abajo, nuestras garantías se pierden al firma el primer contrato. ¿Qué? ¿Quiere mi voto sr. Candidato? Pues comience por no hablar como si no supiera distinguir las mentiras de las verdades, porque lo carnívoro se le ve a leguas. Se ve que ahí anda poniéndole y poniéndole nombre a todo eso que ya lo tiene. Por ejemplo: corrupción no es estrategia; ni progresos es un plural. Y ahí le va uno que le dedico y espero le quepa: se llama pene pero le pusieron Pancho. ¿Quizá porque Pancho Villa era una verga? Porque él de seguro sí le andaba rompiendo la sillita del poder con tal de no lastimar a la madrecita suya. Y entonces cuando cena Pancho ¿dónde está la Adelita? Pues la Adelita la tiene aquí enfrente, recitando poesía en las esquinas en contra de todo eso que usted representa. Y que sobrevive no’más, porque sabe que vienen su charro a caballo y que con él, se deleita entrada por salida. Hasta que se viene con “v” de venganza por tanta cogedera intelectual que su partido y el neoliberalismo le han traído a este noble oficio…

La tercera parte de “Indistintas” estaría a cargo de la poeta infrarealista Pita Ochoa que nos dice: “Como ustedes saben yo no vivo de la poesía, no escribo de la poesía, no concurso en festivales. Yo suelo compartir la poesía sólo en la sala de mi casa, en las recámaras, en las mezcalerías. Y creo que los poetas, las poetas tienen como muchas voces y que tienen estar siempre atentos. No sólo en lo que pasa en las calles, si no en la vida de las mujeres en lo que siente y demás. Entonces lo que me gustaría compartirles es como una muestra de esta mirada a la calle, de admirar a las mujeres en la diversión y por supuesto en estas canciones de Paquita la del Barrio en donde uno se corta las venas”.

Pita comienza con su escrito “2012”: 2012. Ahora en mi país baila sin son pero con ton, de qué el llanto ahogado, de qué el grito desahuciado. La vida está cara, la muerte viva. Dólares o euros. Tribunales y quimeras. Poderes, préstamos, pagos, usurpadores, arribistas, banqueros, policías, menudistas. La hora de la mañana, las siete plumas, las treinta dos ordenes, desnúdate, quema tu casa, alquílate por medio kilo. Totilla, techo, metro, atrás la televisión, apague el spot. Incendia la controversia, atropella la elección. Compra, vende, entrega, desenbolsa, la pistola está en el aire, la muerte becada. Por los gracias, por darnos trabajo. Le debo mi niñez, me quedo con la ternura, están joven. Usted puede desesperar…

“Indistintas” es un acto poético por denunciar la burocracia, hablar del placer sexual y mostrar el cansancio que se tiene de la corrupción y desencanto de la vida desde tres perspectivas femeninas totalmente diferentes, aunque pareciera que son indistintas entre ellas.

También se dieron palomazos poéticos con David Rambo, Besty Numen y Peter Paul. Para finalizar el acto, también se presentaron los proyectos musicales “Torpedo”, un dueto de rock y blues urbano, con letras divertidas y bastante rítmicas; y el proyecto “Brujo Flórico” del cantautor Racso; así con palomazos de Antonio De Marcco.

 

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: