La celebración de Música Híbrida: 5 años en el subterráneo

MERARIT VIERA. Para MH RADIO. Ciudad de México, 13 de enero de 2018. El pasado sábado 13 de enero, en el Hórreo ubicado en el centro de la Ciudad de México, se llevó a cabo un evento que me llena de contento ahora narrar: la celebración del quinto aniversario de Música Hibrida. He de mencionar que una celebración tiene como implicación el compartir de manera colectiva la felicidad, la alegría, pero también el reconocimiento de un trabajo que merece ser visibilizado. Alguna vez escuche que en momentos de alegría o crisis es cuando se deja ver lo que se ha cosechado, y fue así que Orlando demostró con un cartel sensacional, acompañado de amigxs, lo que ha cosechado.

Llegué al Hórreo alrededor de las 6:30 de la tarde, corriendo, ya que Orlando había tenido la amabilidad de publicar los horarios de participación y yo, como cada año estaría en el cartel porque no concebía no ser parte del festejo de Música Híbrida. Al llegar, el micrófono estaba abierto para participaciones poéticas y musicales. Para dar inicio del cartel dos poetas se hicieron presentes: Lau to Petite y Natasha Murga, la primera con un sentido erótico hizo erizar la piel y la imaginación de quienes estábamos presentes; la segunda, con una matiz más crudo nos dejó sentir lo grotesco de la vida cotidiana en una ciudad, como en la que vivimos. El humor feminista no faltó, y así Xochitl, la bruja, nos contó las ironías de ser mujer, ser feminista y lidiar con las estructuras del amor, la amistad y las decisiones cotidianas de las mujeres “conscientes”… pero siempre con las contradicciones que nos permean.

Después vino mi participación, una reflexión de Música Hibrida, no ahondaré mucho en ello, porque pueden leerla en IDEAS HIBRIDAS. Después el micrófono se abrió para la música, el primero en hacer su aparición fue BALAM LÓPEZ, cantautor que con un estilo urbano nos deleitó con sus canciones; ADA CASTRO apareció con una voz particular, mostrando canciones y composiciones dulces. La banda RÉMORA abrió la pista, pues con sonidos bailables, muy bien ejecutados, comenzó a mover y hacer un ambiente de fiesta.

El hip hop se hizo presente, sí con todas las fusiones que eso implica: con una combinación musical entre hip/hop y poesía con una base musical de son RECONTRA hizo aparición para seguir haciéndonos bailar y pensar. . Para este momento, al menos yo, estaba esperando a LA OTREDAD, un trío de morras que acompañadas de Ipok en los controles invaden el ambiente con mensajes de consciencia feminista: música con contenido.

Para finalizar, HUMA GUMA nos puso a bailar con un surf que llevó la celebración a la culminación, esta banda de manera impresionante dejo ver un virtuosismo musical impresionante que no sólo te enchinaba la piel sino que no podía dejar de causar respeto y admiración. Una de las sorpresas más lindas fue ver a Yeya, en la guitarra, quien ya tiene una historia dentro de la escena femenina en la ciudad, y nos mostró una faceta nueva. La banda de mujeres, además de hacernos bailar, también muestra un concepto de lo femenino particular que vale la pena mencionar.

Cinco años de Música Híbrida se dejaron ver de manera espectacular, pues el evento de celebración fue diverso, ya que no sólo hubo música sino también poesía, lo cual, además estuvo permeada con una fuerte presencia de mujeres. Sí, Música Hibrida, dejo ver de nuevo que es un programa que se preocupa por hacer visible la presencia y el trabajo artístico de mujeres, de ahí que no haya sido casualidad la cartelera que nos presentó y pudimos disfrutar.

Sinceramente, espero que podamos seguir narrando sobre este programa, Orlando siempre presente, sin nostalgias y con una gran cantidad de material, festeja y festejamos con él, larga vida a Música Híbrida… y qué vengan más eventos, más alegrías y celebraciones.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: