Pat Boy y Mare Advertencia Lirika en el Museo del Chopo

ORLANDO CANSECO. Para MH RADIO. 6 de noviembre de 2015. El pasado viernes en el Museo del Chopo hubo mucho estruendo multilingüe con dos jóvenes protagonistas de estos tiempos: Pat Boy de origen maya y Mare Advertencia Lirika de origen zapoteco, ambos invitados al Segundo Ciclo de Música Contemporánea Indígena.

“Desde Pino Suárez, Quintana Roo” llegó Pat Boy que saludó entusiasmado al público presente y que lo recibió entre gritos y alegres silbidos. “¿Cómo está el D. F.?” pregunta Pat Boy a la audiencia que le responde con un sonoro grito y varios aplausos. “¿Atentos? ¡Así es! El rap en maya”.

Pat Boy a veces suelta palabras en español en sus rolas. Siempre agradecido, Pat Boy dice: “Es un gusto estar acá. Gracias por la ayuda que nos dieron para llegar hasta aquí a México, D.F. Gracias que vinieron”. Se pasea de un lado a otro del escenario e intenta enseñar algunas palabras en su idioma a su público. Luego se avienta ‘Soy un macehual’, rola que viene en su nuevo disco: Soy un mecehual con estilo mayapan/mexicanos mayas representando…

Pat Boy disfruta interactuar con el público: “¿Cómo se la están pasando? ¿De dónde nos visitan?” y todos contestan con entusiasmados gritos. Los reta: “¿Alguien sabe una frase en maya y le damos un disco?”, Pat Boy rie divertido y reitera: “Una frase en maya. Lo que sea. ¿A ver?”. Por ahí un joven le responde con la frase “Yo soy tú, tú eres yo” pero en maya. Aprovecha para ofrecer sus playeras, gorras y discos.

Pat Boy viene acompañado de su dj Rakalku que espera pacientemente para soltar los beats. Tal vez lo mejor de la noche es su propuesta a ritmo de reggaetón “Vamos a cantar”: “Es una propuesta que hice con una pista de regatean pero la letra es para que los chavos sigan aprendiendo maya y que no se avergüencen de donde son, de dónde vienen. Es una canción movida pero suena muy padre. Mucha gente la ha aprendido”. Pat Boy viene promoviendo su primer disco llamado Música en tu zona que lleva dos meses de haberse lanzado al mercado.

Mare Advertencia Lirika por su parte, abrió la segunda parte del evento con una capella: No es cosa de ser el sol/se trata de avanzar… y los gritos no se dejan esperar… Si tú caminas la vida avanza contigo/si te detienes sin ti seguirá/ve siempre en busca de tu destino/no te detengas pero siempre mira atrás/cada paso es parte de tu legado/cada acción puede llevarte al camino indicado/o puede que te equivoques, sólo piensa/que de un error puede que algo aprendas/no hay fórmula perfecta/así que experimenta/es el crecimiento personal tu recompensa/y poco a poco creando a ti mismo/tu peor enemigo será tu conformismo/mira el abismo pero evita caer/que sobre tu vida sólo tú tengas poder/no hay nada que perder y todo que ganar/recuerda que sólo hay una vida y nada más…

Los gritos, los aplausos y el reconocimiento hacia Mare Advertencia Lirika no se dejan esperar: “Muchas gracias por venir. Es un placer estar aquí compartiendo con ustedes las cosas que nos motivan. También hay momentos en que tenemos que sacar las fuerzas de adentro de esas cosas que no nos gustan, de eso que vemos mal en este mundo y ahí también están nuestras razones”.

Mare Advertencia Lirika hace levantar las manos a quienes la escuchan, nos hace sentir “vivas y vivos” para cantar con esa fuerza que nos embriaga: Hoy necesita justificar mi existencia/entre mis palabras y acciones está mi congruencia./Si estoy aquí no sólo es coincidencia para mi existen motivos…

Mare Advertencia Lirika suda y se limpia ese sudor con un paliacate rojo que guarda en la bolsa derecha de su pantalón. Las giras por diversos países la ha hecho crecer. Se nota madura y con un gran control del escenario: “Gracias. Un placer estar aquí. Un placer compartir con Pat Boy. En realidad este pretexto para juntarnos esta noche, un pretexto más que ojalá nunca nos falte” nos dice Mare Advertencia Lirika.

Ella reconoce los procesos sociales que han cambiado su entorno y su lengua zapoteca: “Para mí es honor estar aquí esta noche, como muchos sabrán, desde hace algún tiempo he podido encontrar mi raíz y poderme asumir como zapoteca. Tristemente también en ese proceso migratorio que mi familia tuvo que vivir, nuestra lengua se fue perdiendo y en la actualidad yo intento rescatarla pero es un poquito difícil cuando ya no estás en la comunidad. Sin embargo tengo la esperanza y tengo la fuerza para decir que ¡algún día! volveré yo a mi lengua”.

“¡Vivas se las llevaron! ¡Vivas las queremos!” se oyó entre el público y Mare Advertencia Lirika aprovecha para presentar un nuevo tema de su próxima grabación, “un estreno mundial” y que se llama “Incómoda”, una rola que critica a los hombres que se disfrazan de feministas: La mula no era arisca/pero la hicieron/la niña no era feminista/pero aquí lo somos…

Esta segunda noche de estruendo multilingüe fue interesante, digna de seguir viendo y escuchando los próximos dos viernes de noviembre en el Museo del Chopo, sin caer en la visón folklorista o chouvnista que en algunos sectores aún se sigue sintiendo. Gran noche con Pat Boy y Mare Advertencia Lírika en este Segundo Ciclo de Música Contemporánea Indígena.

A %d blogueros les gusta esto: