Rémoras: “La injuria del caído”

ORLANDO CANSECO. Para MH RADIO. Ciudad de México, 31 de mayo de 2017. Este miércoles, el trío Rémoras presentó su primer disco llamado “La injuria del caído”, una producción a cargo de Pedro Guerrero (El Hórrero), Música Híbrida en la fotografía y el colectivo La Bohemia Subterránea, dándose cita en el popular El Breve Espacio de Lindavista.

Rémoras es un proyecto poético-musical integrado por Selene Rico en la creación de textos y recitación; Carlos Reyes “Charli” en textos, rolas, voz y guitarra; y Jair Marvera en rolas, voz y guitarra. Este trío no lleva más de seis meses de gestado y en cuanto a contenido, su propuesta es una mezcla de poesía y canciones con temáticas sociales, políticas y eróticas.

La primera pieza que abre la noche es “La injuria del caído”, una especie de son cubano que revindica la muerte de activistas y actores políticos que han sido asesinados en manos y armas del Estado Mexicano: Cómo suena la bala al surcar el cielo/cómo se oye cuando surca un cuerpo/lento, lento destroza la carne/la sangre brota cual ráfaga de luz/el estruendo es tan fuerte que enmudece al hombre/cómo se escucharían sobre Tlatelolco…

Jair tomó la palabra y comentó: “Muchas gracias. Muy buenas noches damas y caballeros por su atención a Rémoras. Para nosotros es un placer presentarles «La injuria del caído». Es un escrito de Selene Rico; música de su servidor y arreglos del buen Charlie”. Jair explica un poco de lo que trata este proyecto: “Rémoras es un proyecto de algunos, es un proyecto de locos, poetas, músicos que nos juntamos para pulir nuestras canciones o al menos para disfrutarlas y al mismo tiempo que las disfruten ustedes”.

Vendría luego “La Semilla”, una canción de Charli con texto de Selene que dicen: Dibujé ayer las líneas para un cartel/hubiese querido escribir «se busca, te busco, te buscamos»/¿cuánto darían tus padres en gratificación?, su vida entera… Mientras que Charli canta: Saliste un día a cortar la distancia/entre la realidad y la utopía…

Selene toma la palabra y nos contó: “Hemos tenido la oportunidad de cantar estas canciones para los padres de los 43 y ha sido una de las experiencias más lidas que hemos tenido. Ahorita para los tres es mucha emoción que podamos presentar este material. Muchísimas gracias”. Selene comienza a recitar su poesía mientras va sonando la canción de Jair llamada “Soy”: Liberemos flores en los jardines ausentes/en las cárceles de ojos fijos/dentro de los ghettos autoimpuestos/que se sepa en los rincones de estos cuerpos que hay luces/para seguir siendo irreverentemente libres…

Luego vendría el blues “La noche” a cargo de Charli; más tarde la pieza instrumental “Amanecer” que acompaña la poesía de Selene: No supe si volar o seguir pegada a tus labios/y la imagen fue tan extrema/fracturas y moretones por mi cuerpo entero…; “En la madrugada”, pieza de Jair Marvera, es una canción de melancolía amorosa ante la perdida de un amor; “Recuerdo tu amor”, otro blues de Charli de triste melancolía por la amada que se fue; “Tristes recuerdos” es un lento tango con la misma temática que las dos anteriores.

Selene toma el micrófono y nos dijo: “Esta siguiente canción es una rola del Charli. Siempre meto mi cuchara. También metí mi cuchara en ésta porque es un tema que a mí en lo personal me apasiona mucho que es el acoso hacia la mujer”. Y tocan la antepenúltima canción llamada “Lucy”, una rola de Charli que habla sobre el acoso callejero. Selene recitó: Ellos vieron en ella una semilla y quisieron ahogarla/semilla sembrada y la tierra abandonada/y regada con lágrimas de aquellos que nunca volverían a verla…

Para terminar de presentar del disco, llegó la última canción llamada “De volver a la mar”, un bossa nova de Jair y que dice: Hay tanta sed/sed en el mar/mar, ilusión, agua salina/salina como un beso llano/llano de amar en vano… Y Selene agrega al recitar: Y me di cuenta que tu sonrisa cabía perfecto en mi mirada/y que tu palabra escapaba el cielo gris de mis putas realidades…

Rémoras es un proyecto interesante, ya que su poesía da voz a las mujeres desaparecidas, que va en contra del acoso, que busca a nuestros desaparecidos, que busca un refugio cuando el amor desaparece; y su música va entre tango, rock urbano y blues. Un trabajo que busca lavar la injuria del caído en esta su primera producción discográfica e independiente.

A %d blogueros les gusta esto: